Setenta años del estadio “Mario Filho”, el “Maracaná” de Río de Janeiro

Por Pedro García Garozzo – corporacióndeportivafenix@gmail.com

ASUNCIÓN, Paraguay, 16 de junio de 2020.- El estadio Jornalista Mario Filho de Rio, cuyo nombre popular más conocido es el de Maracaná, fue inaugurado hace exactamente 70 años.

Fue un 16 de junio de 1950, en vísperas de la apertura del campeonato mundial de ese año, en un partido entre los seleccionados de futbolistas de clubes de las dos principales federaciones balompédicas del Brasil, que ganó el combinado de Sao Paulo por 3 a 1 al local, cuyo integrante Waldir Pereira “Didí”, convirtió el primer gol de aquel juego.

Posteriormente, ocho días más tarde, se jugaba el primer encuentro oficial en el que la selección de Brasil derrotaba a la de México por 4 a 0.

La gran final de aquel certamen ecuménico, quedó en aquella época, como récord mundial absoluto en materia de concurrencia de espectadores a un partido de fútbol. Fue el 16 de julio, exactamente un mes después del histórico bautismo deportivo con el citado choque regional. Lo ganó Uruguay 2 a 1 en viraje y esa epopeya de la gloriosa selección celeste, es conocida como el Maracanazo.

A esa jornada asistieron 173.850 espectadores, pero se calcula que la cifra real, con gente incluso de pie en las tribunas, llegó a las 200.000 personas.

Recién el 31 de agosto de 1969 se pudo quebrar esa plusmarca y establecer un nuevo registro que posiblemente se eternice (por las restricciones que hoy rigen en materia de aforo de estadios por razones de seguridad), cuando en partido que definió la serie eliminatoria para el mundial de México 1970, la selección brasileña derrotó a la de Paraguay por 1 a 0 con gol del Rey Pelé, en un juego en el que la figura fue el arquero paraguayo Raimundo Aguilera. Ese día se calculó el público presente en 202.000 personas, contabilizándose oficialmente 183.341 entradas expedidas.

Este escenario fue sede de dos mundiales de fútbol (1950 y 2014), una edición de los juegos olímpicos (2016), e incontables citas internacionales oficiales de selecciones y clubes, incluso las máximas de este nivel, como  hoy lo resalta en sus redes la propia CONMEBOL, citando las finales sudamericanas de 1989 y 2017.

Un detalle importante: el nombre oficial del estadio es el de Jornalista Mario Filho, como se oficializó en 1964 en homenaje al gran periodista, director de Jornal dos Sports, que fue el gran ideólogo e impulsor de su construcción. Los comunicadores de Brasil, siguen hoy honrando su memoria y nombrando al coloso de cemento carioca, con su denominación oficial, como se puede hoy mismo atestiguar en un tuit del más prestigioso narrador deportivo de Rio de Janeiro, José Carlos Araujo, quien rinde homenaje al aniversario número 70 de la gran plaza futbolística a la que menciona con su nombre oficial.

Esa veneración hacia la memoria de grandes próceres de la comunicación deportiva, lamentablemente no se enfatiza en todas las latidudes, tanto como es costumbre en el Brasil o en Chile, donde el estadio Nacional de Santiago fue renombrado recordando a un prócer del periodismo trasandino, Julio Martínez.