Declaración del 51° Congreso de FAPED en Villa Mercedes, San Luis

VILLA MERCEDES, Argentina, 2 de octubre de 2019.- Tras el desarrollo de su 51º Congreso Nacional de Villa Mercedes, San Luis (25 al 27 de setiembre pasado), los participantes de los círculos pertenecientes a la Federación Argentina de Periodistas Deportivos (FAPED), emitieron la siguiente declaración:

“Los colegas de todo el país reunidos en Villa Mercedes en el Congreso Anual de la FAPED, entidad madre del periodismo deportivo nacional luego de intensas deliberaciones fija postura sobre el acontecer deportivo y periodístico en la República Argentina. En primer lugar destacar que el potente influjo de nuestra federación continua siendo fuerte. Prueba de ello es la reciente incorporación de entidades que nuclean a los colegas de prensa especializada de todo el país. Siempre respetando la premisa del federalismo y el respeto por la libertad de expresión. En la observancia permanente de las normas éticas del ejercicio profesional, una tarea que la FAPED realiza desde 1954, año de su fundación.

Expresamos nuestra profunda preocupación por los hechos que se repiten en diversos puntos del país vinculados a agresiones a colegas y restricciones al libre ejercicio del periodismo deportivo. La libertad es un insumo irremplazable para desarrollar la tarea, así también como la ética profesional el requisito que se impone por sobre posturas subjetivas. El periodismo deportivo ocupa en la sociedad actual un rol de intermediación que es reconocido por los protagonistas. El espacio social donde nos desempeñamos es, sin dudas, un lugar cambiante y apasionante que nos demanda capacitación y formación continuas. El periodista deportivo es hoy un agente de socialización y transmisión de conocimientos inigualable que se ejerce con capacidad y pasión.

Reiteramos nuestra posición indeclinable sobre la representatividad de la FAPED en los ámbitos de incumbencia como las asociaciones y federaciones deportivas. La única entidad que garantiza la experiencia del periodista es nuestra federación, es por ello que hacemos llegar nuestra preocupación a las autoridades deportivas por episodios en los cuales se ha visto vulnerado el acceso a las acreditaciones para realizar la tarea de informar y opinar. Los convenios vigentes deben ser respetados, así como la tarea del periodista en todos los ámbitos de incumbencia profesional.

Las últimas actuaciones deportivas de los argentinos nos llenan de orgullo y son ampliamente reconocidas por el público. Sin embargo, las condiciones de preparación y entrenamientos distan de ser las adecuadas. La falta de claridad en las políticas de fondo que brillan por su ausencia, subsumen las posibilidades de nuestros representantes deportivos. Prueba de ello es el atletismo, bien llamado “deporte madre” donde solo Belén Casetta pudo obtener preseas, tanto en los Juegos de Nápoles como en los Panamericanos de Lima. Sin dudas que el esfuerzo merece otras posibilidades desde la base. La falta de una política deportiva estructural, que piense al deporte como inversión y no como gasto, es el antídoto a ello. De esa forma los logros se multiplicarán y el Deporte Argentino ocupará el lugar que le corresponde”.

Villa Mercedes, San Luis, septiembre 2019